quiero ir en metro

27.10.14
Tengo la suerte de coger la bici para ir al trabajo aunque, si llueve, opto por coger el transporte público.  Cuando tengo que hacerlo, me subo al autobús y me coloco en un sitio donde me puedo agarrar (la ley de Murphy implica que el que se ha subido antes que yo ha pillado el último asiento libre).

Casi todo el mundo mira su teléfono, muchos con los cascos puestos, sin hablar y con la cara seria. Pocos van en pareja para poder entretenerse con las conversaciones. No es la mejor forma para empezar la semana con alegría.

Aunque estas cosas no pasan todos los días ni en cualquier lugar, me gusta pensar que algún día podré presenciar un momento mágico y podré decir "yo estuve allí", como aquel momento en el ascensor o ahora éste en el metro.  Muchas veces estos flashmob se hacen con fines publicitarios pero tienen la cualidad de ser un acto inmediato e intangible de generosidad, dejando que el azar decida quienes disfrutarán de este momento único.

Porque todos necesitamos empezar la semana con alegría, la Filarmónica de Copenhagen organizó este momento irrepetible en el metro.. Necesitamos más cultura y más música en nuestras vidas y más momentos con sorpresas alegres! Si me lee algún músico de algún grupo o alguna orquesta, tenéis el poder de alegrarnos el día y quedaros para siempre en nuestra memoria.. ¡No digo más!



Feliz semana!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada